Lo estás deseando...¡Pásate al lado oscuro!

(El clásico que se adapta a las tendencias)


No voy a hablarte de la Guerra de las Galaxias. Tampoco pretendo con esta frase llevarte por el mal camino o ser una mala influencia. Ni buena, ¡para qué nos vamos a engañar!


Pero si se trata de interiorismo, sí me gustaría ayudarte a flexibilizar tus límites.


Por esto, si te quedas un ratito, espero que, a partir de hoy, la expresión "Lo veo todo negro" no tenga para ti una connotación negativa; sino todo lo contrario: Que sonrías y te entusiasmes con ello. Que vibres como lo hace cualquier tono combinado con este color.

Conozco a muchos enamorad@s de los tonos oscuros y el negro en todo su esplendor. De esa clase de enamorados a los que les hacen los ojos chiribitas cuando ven un interior perfectamente armónico diseñado en base a este color. Y son los mismos que luego no se atreven (ni de lejos) a llevarlo a sus hogares. (Permitidme ponerme dramática...[carraspeo]) ¿Por quéeeeeeeee?


Pues porque el negro no es "un color fácil". Así de simple. Un error podría llevarnos a un resultado para nada deseado. Como todo, tiene "sus reglas".


A pesar de tratarse de un tono neutro por no competir en el espacio y porque combina con cualquier color adicional; el negro tiene una gran personalidad, es potente, profundo... y ¡dramático! ¡muy dramático! Esto conlleva ciertos riesgos en cuanto a su uso en interiorismo se refiere.


Yo a menudo lo comparo con ese sencillo vestido (negro, por supuesto) que tienes de "fondo de armario" y que puedes combinar con distintos colores y elementos para darle, cada vez, un toque diferente. Ese mismo vestido que puede formar parte de un "total - look" negro y que o te horroriza o te enamora. En esto no existen medias tintas.


Como para Coco Chanel un vestido negro es un clásico... En diseño de interiores el negro es también un clásico que se reinventa una y otra vez para adaptarse a las nuevas tendencias. Lo que nos gusta a nosotros la atemporalidad, ¿eh?


A pesar de sus connotaciones negativas para algunos (y que debemos tener en cuenta), se trata del color más elegante. Transmite misterio, sofisticación y sensualidad; por lo que, usado de manera adecuada, puede vestir cualquier espacio y crear atmósferas verdaderamente especiales.


Entonces... Vamos a hacer que funcione, ¿no crees?


Voy a explicarte lo que debes tener en cuenta en el diseño de tu hogar y algunos trucos para sacarle el máximo partido. ¡Atento!


1- Ojo a la luz: Es primordial que el espacio que vamos a proyectar en tonos oscuros esté perfectamente iluminado. La luz natural es un bien tan preciado como escaso a veces, pero aquí adquiere especial relevancia: EL color negro absorbe mucha luz, haciendo los espacios oscuros y reducidos. Cuando no existe esa iluminación natural o es muy escasa, te recomiendo que descartes su uso o lo limites a pequeños detalles (carpinterías, elementos decorativos, algún mueble, textiles, etc). Otra opción que, además, da resultados espectaculares, es proyectar con mucho mimo la iluminación artificial (de techo, de pared, de pie o sobremesa...). Además de su función primera, si los eliges bien... ¡estos elementos serán el complemento perfecto en la decoración de tu casa!)



2- Pensamiento limitante: Un espacio pequeño nunca puede proyectarse en tonos oscuros. Es cierto que los tonos oscuros reducen visualmente el espacio. Pero también lo es que un buen diseño en color negro desdibuja sutilmente las líneas que delimitan la estancia, perdiendo a menudo las referencias espaciales. Además, este color confiere de forma inmediata y única, una gran personalidad. Y al fin y al cabo... ¿no es esto lo que buscamos?



3- En viviendas o estancias pequeñas también puede utilizarse en zonas determinadas para añadir profundidad o crear un foco. Sin "llenar" la habitación. Es un recurso que, bien utilizado, puede ofrecernos grandes posibilidades.



4- Aumento de temperatura: Dependiendo de dónde nos encontremos, debemos evitar el uso de tonos oscuros en las estancias más cálidas, o por el contrario, utilizarlo a nuestro favor.


5- Cuidado con los "total - look": Se trata de un tema complejo. Ante la duda, te aconsejo no llevarlo a cabo o contratar un buen profesional. Un recurso que puede venirte muy bien es el papel pintado (aquí), con una combinación de tonos oscuros y claros. Colócalo en las puertas de un armario, en una pared principal... y consigue el resultado de "negro absoluto" sin el peligro de caer en el temido "efecto cueva".



6- ¿Que los dormitorios infantiles no deben tener colores oscuros? ¿De verdad? Esta premisa tiene cierta lógica. Los niños adoran el color, las habitaciones vibrantes y llenas de energía. Pero también son los primeros en apuntarse a eso de "ser diferentes" y presumir de ello con sus amigos.

Aunque no vamos a enseñarles (todavía) lo interesante que puede llegar a ser saltarse las reglas; Sí podemos jugar a crear su pequeño espacio dentro de la casa con estos tonos tan poco habituales.

Eso sí, evita "ser aburrido". Piensa en qué estimularía a tu niño interior. Innova, busca contraste y dinamismo.



7- Según el Feng-Shui, el negro tiene la capacidad de inspirar autoridad o prestigio. Por esto, un mobiliario negro o una cuidada elección de revestimientos oscuros es una buena opción para lugares de recepción o de trabajo (en casa o en una oficina). Sácale provecho.

Tan sólo te advierto una cosa: Ten cuidado porque un abuso de este color puede crear una atmósfera fría que se convierta en una barrera comunicativa.



8- Si eres de esos privilegiados con techos altos en su casa, puedes crear, con un poco de pintura oscura, un foco de atención mientras la pesadez visual del color negro hace que el espacio se sienta más acogedor. ¡Además, recuerda que el protagonismo de techos es tendencia! (aquí)



9- ¿Cómo suavizar el color negro? El color blanco (obviamente) y materiales naturales como la madera, el cuero, algunos tejidos, la piedra, etc, serán tus grandes aliados para crear espacios contemporáneos oscuros ganando en calidez y amabilidad.



10- Texturas, texturas y más texturas: Las texturas se hacen protagonistas en ambientes de color negro, ofreciendo riqueza visual, profundidad y "movimiento". No te olvides de ellas: Búscalas en revestimientos, molduras (sencillas o clásicas), panelados, elementos decorativos, textiles... La luz artificial juega aquí un papel protagonista, dando un toque dramático (¿He mencionado ya que al negro le gusta el drama tanto como a mí?)



11- Cuando tenemos un interior oscuro, elegir una pieza grande en color claro o blanco (un sofá, por ejemplo) aligerará y hará más brillante todo el conjunto.


12- Aunque "el negro llama al negro" y nos invita a usar una paleta más bien monocromática, debemos tener en mente siempre la posibilidad de incorporar color: en la tapicería de un sillón, en una pared, una obra de arte, un elemento decorativo, etc. Esto equilibrará el diseño y conferirá calidez de hogar.

Recuerda que cualquier color puede combinarse con el negro. Sin embargo, te diré que puedes conseguir grandes resultados con un binomio "fríos (en este caso el negro) - cálidos". Hace a la estancia enérgica, acogedora y diferente.

Si el negro puro fuese demasiado potente para ti, prueba a buscar uno que tenga algún matiz de otro color (verde, azul o incluso vino). Un negro "no tan negro" puede darte el resultado que estás buscando.



13- Tendencia minimalista: Soy de líneas puras, de sencillez... Pero me gusta la personalidad de los ambientes, así que no seré yo quien te corte las alas pidiéndote que no arriesgues o no apuestes por el eclecticismo.

Todos sabemos que el color negro tiene gran presencia en el diseño dinámico del Art Decó y el barroco. Que el negro llamará al negro, pero el drama llama al drama, y esto a veces puede convertirse en nuestra peor pesadilla. Te invito a pensar en esto y escoger elementos de gran presencia y carácter, pero sin sobrecargar. Evita una lucha de protagonismos.


14- Materiales reflectantes: Utiliza espejos en las paredes, mobiliario o decoración de vidrio y metal (sobre todo dorados o plateados). Iluminarán el ambiente y le darán un toque chic y contemporáneo.



15- Flores y plantas: La naturaleza nos regala frescura y vida. En un ambiente oscuro, las flores añaden dramatismo (sobre todo en tonos rojizos), mientras que las plantas añaden espontaneidad y restan seriedad al conjunto.



Por fin puedo decir que lo veo todo negro... ¡Y no me puede gustar más!

  • Twitter Icono blanco
  • Blanco Icono de Flickr
  • Blanco Icono Pinterest
  • Blanco Icono de Instagram

© 2023 by Design for Life.

Proudly created with Wix.com

Con tu suscripción, recibe contenido GRATIS